Kit Walsh, abogada de Electronic Frontier Foundation (EFF), alertó al Senado de México que las reformas promovidas a la Ley Federal de Derecho de Autor en contra de la elusión de medidas tecnológicas de protección perjudicarán una gran cantidad de actividades legítimas y esenciales.

De acuerdo con Walsh, en Estados Unidos las leyes en contra de la elusión han demostrado ser perjudiciales para la competencia e innovación, ya que permiten a las empresas aislar a los usuarios en ecosistemas cerrados ─como pasa con los iPhone─ y evitan la creación de otras empresas que fabrican repuestos, accesorios o que ofrecen servicios de reparación más baratos y accesibles que las empresas “originales”.

Esto ha llegado al extremo, incluso, de demandas contra servicios de reparación independientes de equipo médico en medio de la pandemia de COVID-19, una práctica que puede salvar vidas y debería ser considerada esencial, especialmente durante la emergencia.

La Sección 1201 de la Ley de Derecho de Autor del Milenio Digital (DMCA) ha tenido incluso efectos negativos contra la libertad de expresión, la investigación de las tecnologías de candados digitales o simplemente contra la publicación de resultados de estas investigaciones académicas; además que pone en riesgo prácticas de uso legítimo como la crítica, comentario, reportaje, enseñanza e investigación.

“Amenazas como estas han enfriado las actividades legítimas de periodistas, editores, científicos, estudiantes, programadores y otros. Cediendo a los temores de responsabilidad de la DMCA, los proveedores de servicios en línea han censurado las discusiones de los sistemas de protección de copia, los programadores han eliminado los programas de seguridad informática de sus sitios web, y los estudiantes y expertos en seguridad han dejado de publicar los detalles de sus investigaciones”, explicó Walsh en su intervención.

Además, otro aspecto importante de la participación de la abogada fue resaltar los efectos negativos que tiene para el medioambiente la criminalización del derecho a reparar, ya que promueve la generación de más desechos tecnológicos y la obsolescencia programada al obstaculizar la reparación de dispositivos, a través de la apertura de manuales y la fabricación de refacciones accesibles para otras empresas y las personas usuarias, como R3D: Red en Defensa de los Derechos Digitales y Greenpeace hemos alertado.


Imagen MIKI Yoshihito (CC BY 2.0)