La Corte de Justicia de Sao Paulo bloqueó el uso de tecnología de reconocimiento facial en una ruta del metro de la ciudad a la empresa ViaQuatro, quien instaló un sistema denominado Sistema Digital Interactivo de Puertas (DID) para supuestamente ofrecer publicidad personalizada al detectar rasgos de las personas.

La jueza Patrícia Martins ordenó a la empresa detener cualquier captura de imágenes, sonido u otros datos personales de personas que toman el transporte público a través de cámaras u otros dispositivos sin su consentimiento previo, una determinación que impacta a cerca de 350 mil usuarios del metro, informó la organización Access Now.

Esta decisión sienta un importante precedente para iniciar la prohibición del uso de reconocimiento facial en este país y es una victoria para todo el mundo, ya que se asienta que la identificación de género y emociones implica necesariamente el procesamiento de datos biométricos, aseguró Verónica Arroyo, especialistas de la organización.

El año pasado, el Instituto Brasileño de Defensa del Consumidor (IDEC) demandó a la empresa VíaQuattro, operadora del metro de Sao Paulo, por instalar el DID bajo la premisa de que podía predecir emociones, edad y género de personas sin procesar datos personales.

Sin embargo, como señalaron especialistas consultados por IDEC, como Access Now, el sistema llevaba a cabo al menos dos tipos de reconocimientos biométricos, imposible sin el tratamiento de datos, la detección del rostro y luego un análisis y clasificación sobre

“Esta decisión es extremadamente importante para garantizar los derechos de las personas usuarias de transporte público y enviar un mensaje a las compañías y autoridades públicas de que los derechos deben ser respetados. No debería permitirse a una compañía que sirve a miles de personas al día, utilizar un sistema como este sin informar adecuadamente a las y los pasajeros, sin transparencia y sin pedir consentimiento”, declaró Michel Roberto de Souza, abogado de derechos digitales del Idec sobre la decisión.


Imagen Wilfredor (CC BY-SA 4.0)