La Oficina de la Alta Comisionada para los Derechos Humanos de la ONU (ONU-DH) en México advirtió que sería un retroceso para los derechos humanos si se aprobara la reforma al Código Penal de Puebla que sanciona la difusión de “información falsa” en contextos de emergencia sanitaria, por ser incompatibles con el derecho internacional de los derechos humanos y con la Constitución mexicana.

El pasado 27 de abril, la legisladora Nora Merino (Encuentro Social) y el legislador Gabriel Biestro (Morena) presentaron una iniciativa de reforma al artículo 165 del Código Penal del Estado de Puebla que castigaría hasta con 12 años de cárcel la difusión de “información falsa” en medios de comunicación y plataformas digitales durante situaciones de emergencias o causas de fuerza mayor que afecten al Estado.

Jesús Peña Palacios, representante de la ONU-DH, analizó la iniciativa y explica en una carta al Congreso de Puebla que la propuesta para modificar el artículo 165 es contraria a la libertad de expresión. Incluso, advirtió, la redacción actual de este artículo ya es contraria a este derecho, debido a que no persigue un fin lícito y legítimo dentro de un grupo acotado de posibles limitaciones y tampoco constituye una medida necesaria, idónea, proporcional y estrictamente definida para el fin que se busca.

Adicionalmente, el representante de la ONU-DH considera que estas disposiciones podrían resultar contraproducentes para permitir un adecuado flujo de información que permita salvar vidas y proteger el derecho a la salud, como señaló recientemente el relator especial para la libertad de expresión de este organismo, David Kaye, en su reporte ante el Consejo de Derechos Humanos.

“[…] es preciso que la dignidad y los derechos humanos sean los pilares fundamentales de ese esfuerzo y no una consideración accesoria. Por esta razón, la ONU-DH junto al resto del Sistema de Naciones Unidas trabaja con los Estados para garantizar que las respuestas frente a la pandemia sean efectivas, relevantes, pertinentes y respetuosas de los derechos humanos”, explica Peña Palacios.

Finalmente, la Oficina de la ONU-DH pide al Congreso de Puebla no aprobar la reforma y también hace un llamado a revisar y a derogar la redacción actual del artículo 165 del Código Penal.


Imagen de Newtown grafitti (CC BY 2.0)