A casi un año de recibir ataques con el malware Pegasus a través de WhatsApp, un grupo de periodistas en la India sigue sin recibir respuesta por parte del gobierno de su país. En abril de 2019, al menos 24 personas fueron objetivo de este malware; de las cuales, cinco son periodistas que han negado cualquier participación en actividades terroristas o crímenes graves.

De acuerdo a un reportaje del Comité para la Protección de Periodistas (CPJ, por sus siglas en inglés), aún no es claro que agencia del gobierno indio pudo haber utilizado Pegasus. Sin embargo, los esfuerzos de las autoridades locales para esclarecer los ataques han sido insuficientes.

Gopal Krishna Pillai, exsecretario del Interior entre 2009 y 2011, dijo al CPJ que los productos de NSO Group estaban disponibles y fueron utilizados por las autoridades de la India, aunque no quiso revelar la identidad de las agencias involucradas. Sin embargo, sí aseguró que el actual régimen está espiando más agresivamente.

La administración del primer ministro de la India, Narendra Modi, aún no ha respondido a una carta en la que 19 de las personas afectadas le pidieron revelar la relación de su gobierno con NSO Group. Las menciones hechas por el gobierno de Modi han sido, hasta el momento, vagas al respecto, Ravi Shankar Prasad, ministro de Telecomunicaciones dijo ante el congreso que no conocía de que se hubiera realizado alguna intercepción no autorizada.

Una de las consecuencias del ataque, reporta CPJ, ha sido intimidar a periodistas de la India, quienes ahora tienen una percepción de que “el gobierno está monitoreando lo que están diciendo públicamente—y también lo que dicen en privado”, aseguró un periodista al CPJ.


Imagen de Pxfuel