Facebook anunció una serie de cambios importantes en su política de reconocimiento facial en fotografías, que permitirán a usuarios decidir si quieren que Facebook utilice este tipo de tecnología para identificarlos en imágenes.

De acuerdo con un comunicado de la red social, esto implica que todas sus características de reconocimiento facial, incluyendo etiquetado, estarán apagadas por defecto para usuarios nuevos. Sin embargo, si el usuario tiene actualmente activada la opción de reconocimiento facial, Facebook no le mandará ninguna notificación, aunque podrá desactivar esta opción desde su configuración personal.

La característica de Facebook que sugiere etiquetar a personas al reconocerlas en fotografías ha permitido a la empresa construir la que podría ser considerada como la mayor base de datos de rostros vinculados a nombres en el mundo, pero prácticamente ninguna legislación en la actualidad regula cómo las compañías deben resguardar información de reconocimiento facial.

Aunque Facebook asegura que solo usa su sistema de reconocimiento facial para sus propios servicios y que no vende acceso a su base de datos, este representa un importante paso para permitir a usuarios decidir sobre el uso de sus datos biométricos recolectados por la red social.

Recientemente, la Corte Federal de Apelaciones de Estados Unidos dio la razón a un grupo de denunciantes que señalaron que la tecnología de reconocimiento facial de la empresa viola el Acta de Privacidad de Información Biométrica (BIPA) del estado de Illinois (Patel v. Facebook), que prohíbe la recolección de datos biométricos, incluida esta tecnología, sin autorización por consentimiento informado.

Así mismo, el uso indiscriminado de este tipo de tecnología por gobiernos de todo nivel y privados está generando una respuesta para la defensa del derecho a la privacidad de millones de personas, como la Unión Europea, que ha anunciado su intención de dar derecho a las personas a saber cómo tratan las empresas que venden y administran estas tecnologías sus datos biométricos.


Imagen de Pixabay