El Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) informó que presentará una controversia constitucional en contra de diversas disposiciones de la reforma a la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión que creó el Padrón Nacional de Usuarios de Telefonía.

La principal razón que consideró el Pleno del IFT para presentar la controversia es que ni en su planeación presupuestal ni los recursos que tiene asignados para el ejercicio 2021 hay suficiencia para poner en marcha el Padrón.

“[…] el Pleno consideró que no existe justificación para que el legislador determine que el IFT deba realizar las acciones necesarias para que las erogaciones que se generen con motivo de instalar, operar, regular y mantener dicho Padrón, se hagan con cargo a su presupuesto aprobado en el presente ejercicio fiscal y subsecuentes.”, se puede leer en el comunicado.

El organismo consideró que esto es una afectación directa a la Constitución, debido a que el instituto es independiente en sus decisiones, funcionamiento y para el ejercicio de su presupuesto de forma autónoma y con suficiencia presupuestal.

Además de las razones presupuestarias, el IFT consideró que el Decreto contiene elementos que se pueden contraponer con su mandato, de garantizar los artículos 6° y 7° de la Constitución, “así como de favorecer el acceso a los servicios de telecomunicaciones”, considerados como derechos fundamentales.

Este es el segundo órgano autónomo que anuncia acciones en contra del Padrón, ya que el Instituto Nacional de Acceso a la Información y Protección de Datos Personales informó, el pasado 27 de abril, que interpondrá una acción de inconstitucionalidad.

Aunque las motivaciones que públicamente expresaron ambas instituciones son distintas, las acciones coinciden en que el Padrón afecta los derechos humanos, el acceso a la información y la protección de datos personales.

Otro organismo que todavía se puede sumar a las acciones emprendidas en contra del Padrón es la Comisión Nacional de Derechos Humanos, la cual tiene hasta el 17 de mayo para interponer una acción de inconstitucionalidad. En R3D: Red en Defensa de los Derechos Digitales creamos una plataforma para que puedas pedirle a la Comisión que actúe ya para defender nuestros derechos.


Imagen de Vaidotas Mišeikis (CC BY-NC-ND 2.0)